Cuando estamos planificando un viaje algunos de los factores más importantes, a parte del destino que vamos a conocer, son encontrar boletos de avión baratos, un buen alojamiento y contar con un itinerario de visitas a los mejores lugares. Todo esto está muy bien, pero a veces olvidamos tomar las previsiones necesarias para que nuestra intención de pasarla bien, no se torne oscura y molesta, sobre todo si por alguna circunstancia adversa nos vemos en la necesidad de cancelar el viaje o nos enfermamos en el lugar. 

Ante este tipo de situaciones de las que nadie está exento, la mejor opción es contar con un seguro de viaje internacional. Por mucho que planifiquemos muy bien un viaje, no podemos controlar que haya algún retraso en el vuelo, que alguna comida nos caiga mal, nos sintamos resquebrajados de salud y necesitemos atención médica o que, en el peor de los casos, suframos un accidente por lo que tengamos la urgencia de ser intervenidos quirúrgicamente. 

Todas estas variables y muchas más que podrían presentarse pueden prevenirse, de manera que, por lo menos nuestra inversión y bolsillo no se vean altamente afectados. Es por eso que existen agencias que prestan este tipo de servicio que resulta ser muy conveniente y efectivo, en caso de pasar por alguna situación de esta magnitud. 

Enfermar durante un viaje y necesitar atención sanitaria, podría costarnos mucho más dinero que el propio viaje, sobre todo si hemos elegido destinos como Estados Unidos, Japón, Canadá, Australia o Nueva Zelanda donde este tipo de servicio es sumamente costoso. 

Estas pólizas son unas de las pocas cosas por las que pagamos,  pero que deseamos no utilizar nunca. Sin embargo, es una de las mejores inversiones que podemos realizar. 

Qué cubre una póliza de viajes 

Lo más importante que debe cubrir un seguro de viajes son gastos médicos, porque con la salud no se juega y encontrarse en un lugar desconocido, de por sí supone riesgos en cuanto al tipo de atención que se recibirá. En este caso, puedes encontrar índices de cobertura que alcanzan el millón de euros con TotalTravel Premium, solo en gastos médicos y sanitarios. 

No obstante, es posible adaptar la póliza de seguro a tus necesidades y exigencias, habiendo otras opciones de cobertura que oscilan entre los 200 mil y 500 mil euros. La decisión a tomar para escoger entre una cobertura u otra, podrá depender en gran medida del tipo de viaje que se va a realizar o cuál es el destino escogido. 

Por ejemplo, si vas a hacer un viaje para participar en la práctica de un deporte extremo, lo mejor sería estudiar la posibilidad de contar con la máxima cobertura. Otra variable que puede determinar la decisión es la cantidad de días que estarás viajando. 

Otras coberturas están inmersas en la contratación de estos seguros como: pérdida o daños de equipaje, indemnización por accidente, responsabilidad civil, repatriación o transporte sanitario, prolongación de estancia en hotel por enfermedad o accidente, regreso anticipado, entre otros.