Cuando la idea está orientada a hacer ejercicio para bajar los kilos de más y llevar una vida saludable, una estupenda alternativa es practicarlo con las cintas de correr, a las cuales se puede acceder a través de gimnasios que cuentan con ese tipo de máquinas y otros equipos destinados a mantener el cuerpo en forma.

Para rutinas más exigentes y sin límite de horarios, también es factible adquirir una de ellas para tenerla en casa. En este caso, se recomienda revisar en los distintos sitios web las más pedidas, comparar los precios y mantenerlas a punto para el adecuado funcionamiento con el objetivo fijo: bajar de peso.

En forma y con buena salud

Una de las maneras de ejercitarse en casa como si fuese en el gimnasio es adquirir una cinta de correr. Obviamente una compra de este tipo no puede hacerse a la ligera, por lo que es indispensable conocer más modelos en biciestatica.es antes de tomar la decisión.

Entre los beneficios de practicar sobre la cinta están los siguientes:

Garantiza el ejercicio cardiovascular

Las cintas de correr como las disponibles en biciestatica.es tienen como finalidad primordial dinamizar el sistema cardiorrespiratorio. Al ejercitarlo, se incrementará la circulación de la sangre en el cuerpo. También se potenciará la capacidad pulmonar y se incrementará la buena circulación sanguínea. Además,  disminuirán los niveles de colesterol.

Cuerpo tonificado

Al ejercitarse en un dispositivo como éste, el usuario tendrá la oportunidad de tonificar los músculos con el uso constante y disciplinado de la cinta.

Bajo impacto

Con modelos de óptima calidad, gracias a la buena amortiguación que poseen, se reduce el impacto de cada paso, por lo que no se sufren consecuencias en las articulaciones, como las rodillas, columna y tobillos.

Mente despejada

El momento del ejercicio se convierte en algo grato porque mantiene la mente despejada, al tiempo de bajar los riesgos de padecer enfermedades cardiovasculares, así como la artritis, la diabetes, la depresión y el insomnio.

Resistencia y velocidad

Con el uso de estos dispositivos es posible controlar la velocidad del ejercicio, con la finalidad de crear rutinas personalizadas de acuerdo al nivel de resistencia que se tenga durante el entrenamiento.

Configuración a gusto

Gracias a la pantalla digital, el usuario tiene la oportunidad de preparar las rutinas de ejercicio, visualizarlas y controlar los factores del entrenamiento diario.

Mejora el estado de ánimo

Esto obedece a que con la práctica del ejercicio aeróbico se liberan las endorfinas, que inciden en el buen humor para hacer mucho más agradable el momento de ejercitarse.

Bajo techo

Con el uso de cintas de correr, el usuario no estará expuesto a factores climáticos como la lluvia, el frío o el sol, porque tendrá la posibilidad de entrenar en casa.

Versatilidad

El equipo tiene controles de ajuste para inclinación y velocidad, con el propósito de configurar diferentes fases de entrenamiento, más o menos exigentes, según preferencias.

Las más solicitadas 

De acuerdo con los expertos de biciestatica.es, en efecto, sí se puede bajar la masa corporal al ejercitarse. Con ejecutar rutinas que oscilen entre 40 y 45 minutos, al menos durante cuatro días a la semana, al trotar con una intensidad baja se logrará el objetivo.

Los ejercicios deben estar acompañados por una dieta bien equilibrada e hidratación, y así el usuario verá reflejada en la báscula una pérdida de peso considerable al quemar una mayor cantidad de calorías que las consumidas. El resultado será reducir uno a dos kilos por semana.

En este sentido, lo aconsejable es buscar las de buena calidad como la Cecotec Runner FitStep Black Series, ideal para principiantes, con una potencia de 100W y un control ajustable de cuatro velocidades, 3, 5, 7 y 10 km/h.

Pero si se trata de un profesional, lo aconsejable es utilizar la Cecotec Extreme Track, con una potencia de 3 CV (2.200 W), velocidad de hasta 18 km/h y cuatro niveles de inclinación.

Para corredores intermedios, la FIT-Force cinta será perfecta, aparte de tener un excelente coste. La más cara es la Sportstech cuyo precio supera los 600 euros.