junio 19, 2024
ojo vago

¿Qué es un ojo vago y cómo se corrige?

El ojo vago, también conocido como ambliopía, consiste en un la baja visión de uno de los dos ojos, a causa de un desarrollo anormal de la vista en las primeras etapas de desarrollo de un niño. Como consecuencia, se produce una reducción de la visión en el ojo “vago”, es decir, aquel que está ocasionando el problema.

Se trata, por lo tanto, de una disminución de la agudeza visual que se desarrolla entre los cero y los siete u ocho años, habitualmente. Es recomendable hacer una revisión oftalmológica sí o sí antes de los tres años de edad, pero es todavía más importante si cabe si notamos que el niño ve afectada su visión de cerca y de lejos, por ejemplo, acerándose demasiado a las pantallas o a cualquier otro objeto que intente ver.

Otros de los síntomas que nos pueden hacer sospechar que hay un problema de visión, aunque no necesariamente tiene que deberse a la ambliopía, es que el pequeño entrecierre los ojos a menudo o que la coordinación de los ojos no sea la adecuada, es decir, que no se alineen correctamente (estrabismo).

Cómo se corrige el ojo vago

Uno de los principales tratamientos que hace trabajar al ojo vago, corrigiendo aquello que está causando el problema visual, es la utilización de un parche. Mediante la oclusión del ojo sano, se corrige poco a poco aquello que está causando el malfuncionamiento de la visión, ya sea ambliopía debida a estrabismo, ametropía, anisometropía…

Existen otras alternativas, como colirios o gafas que hagan trabajar de forma distinta ambos ojos, para corregir poco a poco el malfucionamiento, pero el parche ocular para la terapia ortóptica sigue siendo la más extendida y la más eficaz, según los estudios. Ayudará igualmente enormemente complementar esta oclusión del ojo sano mediante un parche con terapia visual, si el expero así la recomienda.

Lo más importante para prevenir el ojo vago o al menos empezar a trabajar en el problema lo antes posible es ir a una consulta de oftalmología a lo largo de los primeros años de vida del pequeño. Cuanto antes se localice el defecto visual, más probable será poder ponerle solución y corregir el mismo correctamente, mediante el tratamiento citado, sobre todo teniendo en cuenta que en la edad adulta es mucho más complicado de enmendar.

Si bien la solución sigue siendo el parche, atrás quedan los tiempos en los que se recomendaba el uso del mismo durante varias semanas de forma ininterrumpida. Con el tiempo se ha demostrado que tan solo es necesario llevar que la oclusión del ojo sano se lleve a cabo durante unas pocas horas, cada día, dependiendo el número de horas de la edad del niño y de los condicionantes de cada caso particular.

Sea como sea, ante una situación similar debemos siempre mantener la calma y confiar en los expertos, siguiendo las pautas indicadas de la forma más estricta posible, para poder ayudar a solucionar el problema. Es posible que el niño sea reticente a llevar el parche, de inicio, pero a largo plazo le supondrá un gran beneficio.

Compartir
Dejar un comentario

1 Comentario
  • buenas tardes estuve leyendo su informacion,,y mi consulta es ,,SI NO SE CORRIGE CON ANTEOJOS ,NI CON COLIRICOS,,LE MANDARON PARCHES X UNA HORA AL DIA A MI NIETA DE 3 AOÑOS X 2 MESES ,,,Y VAN A VER SI SE CORRIGE ,,,,Y SI NO SE CORRIGE CON NADA QUE SIGUE DESPUES,,,,,DIOS LOS BENDIGA ESPERO XFAVOR SUS RESPUSTA MUCHAS GRACIAS

Noticias Médicas