junio 16, 2024
sintomas depresión

La ansiedad y depresión: El enemigo silencioso de la población, aprende a detectarlos

La tristeza es un sentimiento propio del ser humano, con certeza, se puede decir que la gran mayoría de personas han experimentado esta emoción en algún punto de sus vidas. Sin embargo, esta fácilmente puede transformarse y alterar el estado de ánimo y los pensamientos que mantienen una correcta salud mental, lo cual se conoce como depresión y que da paso a la conocida ansiedad en la gran mayoría de los casos. En términos médicos, la depresión se considera una enfermedad peligrosa para quien la padece si no es tratada. Por lo general, su aparición suele ser silenciosa y muchas veces los síntomas son confundidos o pasados por alto, pero lo cierto es que aun siendo una de las enfermedades sociales más comunes hoy en día, capaz de presentarse en cualquier persona sin importar raza, sexo, clase social, etc., carece de ser priorizada. La presencia del trastorno de depresión suele ir en conjunto o ser provocada por previos episodios de ansiedad no tratada, siendo esta otra afección causante de confusiones a la hora de analizar nuestros propios sentimientos y poder entender el comportamiento que estos desenfrenan. Los sintomas de ansiedad suelen ser muy similares a los sintomas de depresion e incluso la forma de tratar cada uno de ellos, pero aun con tantas similitudes, se trata de afecciones distintas que deben ser detectadas correctamente para comenzar a tratar cada una con la vía más factible para el bienestar psicológico a largo plazo.

Diferencias claras entre la ansiedad y la depresión

La ansiedad y la depresión se encuentran altamente relacionadas, siendo capaz de desencadenarse una a causa de la otra o presentarse a la par en un mismo individuo, las mismas deben ser tratadas por Psicologos Vallecas que determinen la gravedad del padecimiento e indique el tratamiento más efectivo y la terapia adecuada. En el caso de la ansiedad, suele aparecer como una respuesta del cuerpo ante el miedo, lo cual desencadena reacciones psicofisiológicas que pone en alerta el sistema nervioso central de forma intensa que corta la correcta funcionalidad de los órganos, músculos y restos de componentes, alterándose para dar a entender que es necesario luchar o huir. Este funcionamiento es propio y necesario del cuerpo ante situaciones de estrés y peligro, el cual vuelve a su estado natural una vez que este se ha ido. El problema se presenta cuando dicho sistema se activa de forma constante y prolongada ante situaciones cotidianas que no resultan amenazantes o peligrosas para nuestra vida, pero que son percibidas de esa forma por el individuo, lo cual claramente interfiere en la rutina y vida cotidiana al igual que en las relaciones personales y amorosas. Por otro lado, la depresión, que es considerada como una enfermedad, consta de una única condición mental caracterizada por la tristeza crónica y persistente que sobrepasa la melancolía de los días y es capaz de asentarse durante años. Esto se debe a una alteración química en el cerebro que perjudica el equilibrio natural que regula las emociones. Otro de los factores que hace una gran diferencia entre la ansiedad y depresión, es que esta última tiene a la genética jugando un papel fundamental, pues, aquellos pacientes con familiares consanguíneos con historial de depresión se encuentran propensos a padecer esta enfermedad, factor que no es visto en la ansiedad.A pesar de que los genes interfieren en dicha enfermedad, el entorno también es responsable de agravar esta enfermedad, pues, problemas familiares, económicos, laborales o incluso la relación en pareja son detonantes si no se solucionan a tiempo. Intentar llevar una vida sana, ir a terapia de pareja Madrid, escoger actividades y trabajos que otorgan felicidad, es una manera de ayudar a la prevención de esta enfermedad.

¿Cómo saber si se sufre de ansiedad o depresión?

Existen ciertos métodos a través de los cuales se puede obtener una idea bastante acertada de si se está en la presencia de alguno de estos dos padecimientos. La más común y más acertada es asistiendo a un profesional que realice la evaluación correspondiente, donde se utilizan un conjunto de preguntas estandarizadas cuyas respuestas establecen si se tiene ansiedad o depresión respectivamente. Encontramos también otro método sencillo bastante parecido a la primera opción, el cual puede ser realizado en cualquier momento y desde cualquier lugar para tener una idea de si los sentimientos y actitudes que se experimentan son causados por la depresión, la ansiedad o ambos. Se trata de un Test virtual que contiene la misma metodología que los exámenes psicológicos, pues muchos de ellos han sido realizados por profesionales que escogen las preguntas adecuadas para lograr mayor seguridad en el resultado. A pesar de que los tests no son un diagnóstico, si funcionan como método orientativo en caso de sospechar que se puede estar afectado por la depresión o ansiedad, dando información general importante para tener más conocimiento sobre nuestro estado actual y en caso de ser necesario, pone a disposición ayuda profesional para superar episodios fuertes. Este test, ya sea para detectar la depresión o ansiedad, funciona con cuestionarios simples con múltiples opciones de respuestas donde debe ser seleccionada aquella que describa mejor la forma en la que nos sentimos o nos hemos sentido en un tiempo determinado. Una vez completado el test, podemos obtener resultados del nivel de complejidad en el que se encuentra la depresión o ansiedad con su respectiva descripción de lo que se puede hacer para mejorarla y en que consiste. Es aceptable que los resultados que arrojen determinen que no se esté sufriendo de ningún proceso depresivo o ansioso y se trate de un mal momento que igualmente puede ser superado con ayuda profesional sin dejar que se convierta en gravedad.

Compartir
Dejar un comentario

Noticias Médicas