junio 24, 2024
recibir terapia

¿Cuándo es necesario acudir al psicólogo y recibir terapia?

La buena salud mental es vital para tener una excelente calidad de vida, sin embargo, muchas veces las personas no son conscientes y descuidan este aspecto tan importante. Es necesario aprender a reconocer las señales de que pueda presentarse un trastorno psicológico, pues es el primer paso para poder afrontar los problemas emocionales de una manera efectiva.

Un ritmo de vida agitado por tener muchas ocupaciones puede ser agotador para cualquiera. Es normal sentir estrés y fatiga mental en ocasiones, pero cuando estas sensaciones son crónicas y persistentes, puede tratarse de algo más grave, por lo que es importante saber diferenciar esto.

Situaciones como la depresión o la ansiedad, son verdaderamente serias. Sin embargo, muchas personas no le dan la importancia necesaria, piensan que son solamente tristezas momentáneas o momentos de estrés pasajeros.

Es normal sentirse un poco nerviosos por el clima político-social y las crisis económicas que afrontan los países, sin embargo, cuando estos sentimientos merman de manera significativa la calidad de vida diaria, se está frente a un problema de salud mental que puede llegar a ser bastante grave.

Ahí radica la importancia del psicólogo para la sociedad. Este especialista tiene la capacidad de guiar a las personas hacia un camino de bienestar y paz mental, analizando sus problemas y emociones. De esta manera, se puede convertir en un aliado para que la persona pueda salir de dicha situación con su propio esfuerzo.

Hoy en día, las consultas psicológicas son ampliamente asequibles, además de que se pueden encontrar especialistas en cualquier parte del mundo. Por ejemplo, si se busca un psicólogo en Barcelona, se podrá conseguir la atención de uno, a través de reconocidos gabinetes con terapeutas capacitados para tratar cualquier tipo de problema cognitivo o de conducta. 

Son centros y clínicas psicológicas que ofrecen un servicio de calidad a sus clientes, a quienes aplican diversos métodos. Entre los más utilizados está la terapia cognitivo conductual, muy efectiva para obtener óptimos resultados. De este modo, cualquier persona podrá conseguir la tan ansiada paz mental.

Es importante reconocer los síntomas 

Los problemas mentales pueden pasar desapercibidos en muchos de los casos, ocultándose hasta el punto de que la persona puede considerar que son solo sentimientos pasajeros. Por esto es tan importante conocer las señales, para así poder acudir a terapia psicológica para poder afrontarlo de una vez por todas.

La soledad es uno de los síntomas más comunes de los trastornos psicológicos, como por ejemplo, el depresivo. Estar solo es bastante normal, e incluso en algunos casos es gratificante, sin embargo, hay quienes en ocasiones se sienten desorientados hasta en una sala llena de personas, eso significará que ahí hay un problema. También puede llegar a tener un miedo terrible a pasar tiempo consigo mismos, por lo que en casos como éstos, la soledad que se siente no es normal, y será necesaria la ayuda de un psicólogo.

La inseguridad y la autoestima también son señales de que se debe acudir a un profesional. La falta de amor hacia uno mismo es una situación terrible, que puede hacer que la persona se sienta inferior, incapaz y culpable de todo lo que le rodea. Estos sentimientos destruyen poco a poco la salud mental de una persona, reduciendo la confianza en sí misma y en los demás.

También es preciso recibir la ayuda de un terapeuta si se sufre de problemas interpersonales o laborales. Las relaciones con las personas que nos rodean son esenciales para seguir adelante, y cuando se tiene una discusión con la pareja, un malentendido con los amigos o una incomodidad con los compañeros de trabajo, es muy importante intentar solucionarlo, ya que puede ser producto de un problema intrínseco.

Las conductas y los pensamientos autodestructivos son otra razón por la que será necesario ver a un psicólogo. Los malos hábitos como la manipulación a los demás o el consumo excesivo de drogas, pueden destruir a uno mismo y a los demás, y aunque se sepa que son malos, resultará difícil escapar de ellos. Incluso los pensamientos dañinos como una idea suicida pueden ser imposibles de evitar si no se cuenta con la ayuda de un profesional.

Un trastorno psicológico no solo acarrea problemas emocionales, sino también físicos, los llamados síntomas psicosomáticos pueden incluir cansancio, problemas de sueño, dolores de cabeza o estómago, aumento o pérdida de peso, entre otros. 

Al ser síntomas que afectan al cuerpo, pueden confundirse con algún problema de salud físico, sin embargo, es posible que éstos sean causados por un trastorno emocional. Si se sospecha que puede ser el caso, no estará de más acudir a un psicólogo.

Compartir
Dejar un comentario

Noticias Médicas