junio 21, 2024
envejecer en el hogar

Razones para envejecer en el hogar

Hasta hace pocos años, envejecer era sinónimo de mudarse a una residencia de personas mayores. No obstante, recientes estudios han confirmado que envejecer en el hogar no solo mejora las capacidades físicas y cognitivas de los ancianos, además les garantiza mayor independencia, autonomía y comodidad.

La tercera edad es una etapa maravillosa en la que hombres y mujeres experimentan la mejor versión de sí mismos, disfrutan de mayor estabilidad emocional y financiera, así como cuentan con mayor sabiduría y autoconfianza, en comparación con los jóvenes de 20 y 30 años, por lo que no es fortuito que muchos especialistas y profesionales de la salud afirmen que una nueva vida empieza después de la jubilación.

Sin embargo, a medida que envejecen, algunas personas pueden necesitar más atención y cuidados profesionales que otras. Bajo este panorama, no son pocas los hijos o familiares cercanos que consideran la posibilidad de ingresar a las personas mayores en un asilo de ancianos.

Aunque las residencias para personas mayores son una de las alternativas más populares para las familias, la verdad es que envejecer en casa brinda múltiples beneficios a los ancianos. Por ello, cada vez más hogares contratan los servicios especializados de empresas como Depencare, quienes cuentan con una destacada experiencia en el asesoramiento personalizado y la asistencia que se requiere para el cuidado de personas mayores en el domicilio.

Principales beneficios de envejecer en el hogar

Erróneamente, algunas personas consideran que ingresar a las personas mayores en una residencia para ancianos es la mejor decisión que se puede tomar. Sin embargo, los especialistas recomiendan que cada caso debe ser evaluado de acuerdo con las necesidades y el estado de salud física y mental del adulto mayor.

En este sentido, envejecer en el hogar está considerado como una alternativa viable para muchos ancianos y para las familias. Comparado con los gastos financieros que supone ingresar a un anciano en una residencia para personas mayores, las familias pueden ahorrar cientos de euros al año en el cuidado y la atención de sus abuelos en su domicilio particular. Además, esta opción también proporciona otros numerosos beneficios, como los que destacamos a continuación.

Garantiza mayor autonomía e independencia

Uno de los principales beneficios de envejecer en el hogar es que los ancianos tienen mayor control de su vida personal y su rutina. Las personas mayores pueden emprender nuevos proyectos de jardinería, pasar una tarde con amigos o disfrutar de la visita de sus familiares cercanos, todo esto desde la comodidad de la vivienda que lograron convertir en hogar durante sus años de juventud.

El ambiente doméstico es más seguro y saludable

No es un secreto que incluso las mejores residencias para ancianos aglomeran grandes grupos de personas en sus instalaciones. Aunque estos centros tienen un personal multidisciplinar disponible las 24 horas, se ha demostrado que es más probable que un anciano contraiga alguna enfermedad infecciosa en los espacios comunes de este tipo de instituciones. Por ello, el hogar continúa posicionándose como un espacio seguro y saludable para envejecer.

Entorno acogedor y confortable

No es fortuito que para muchas personas, el hogar tenga un mayor valor sentimental que económico. Se trata del hogar en el que muchos pasaron sus mejores años y construyeron recuerdos imborrables junto a familiares y amigos.

El valor emocional del hogar contribuye a que la vivienda sea un espacio confortable, cálido y acogedor para envejecer. En este sentido, pocos ancianos están preparados para adaptarse a los cambios que supone vivir en una residencia para personas mayores.  

En lugar de abandonar el entorno familiar, muchas personas deciden envejecer en el hogar para seguir disfrutando de su estilo de vida y las comodidades o recuerdos de su vivienda.

Ahorro de dinero

Otro beneficio de envejecer en el hogar es el ahorro de costes que esta opción facilita a los familiares. Actualmente, los servicios de cuidado de personas mayores a domicilio representan una alternativa más rentable y asequible que contratar una residencia de ancianos.

Aspectos claves para envejecer en el hogar

De acuerdo con recientes estudios, el 82% de la población en España prefiere envejecer en su domicilio. Se trata de una opción cada vez más popular porque las personas desean pasar sus últimos años de vida en la intimidad del hogar.

Pero si bien permanecer en casa es la situación ideal para muchos, algunas familias aún se preguntan cuál es la opción más conveniente para sus abuelos o ancianos: ¿contratar los servicios de una residencia de ancianos o permitirles envejecer en el hogar?

Como se trata de una decisión que no debe tomarse a la ligera, los especialistas recomiendan que una de las claves para envejecer en el hogar, de forma eficiente y óptima, es una planificación adecuada

Aunque esta opción proporciona numerosos beneficios y ventajas, existen diferentes factores que se deben considerar al momento de elegir envejecer en casa:

  • Las reformas necesarias en el hogar para superar los desafíos de movilidad.
  • El mantenimiento y la limpieza del hogar.
  • El papel de la familia en el cuidado y la atención de la persona mayor.

En los últimos años, la cantidad de tiempo que algunas familias pueden dedicar al cuidado de sus ancianos se ha reducido considerablemente por los compromisos laborales. Por ello, actualmente, el papel de la familia es uno de los principales factores que impide que muchos ancianos puedan quedarse en sus hogares el mayor tiempo posible.  

Por suerte, en el mercado es posible encontrar una gran variedad de empresas que se dedican a brindar atención profesional a las personas mayores que se encuentran en sus domicilios. De esta manera, la familia puede elegir entre el servicio de cuidadoras internas o por horas, según sus necesidades y presupuestos.

A medida que las personas envejecen, es necesario comenzar a planificar sus próximos años. Para muchos, abandonar su hogar de toda la vida y mudarse a una residencia de adultos mayores no es precisamente una buena idea. Por suerte, gracias a los servicios de empresas especializadas en el cuidado de ancianos, las personas mayores pueden disfrutar de la comodidad, independencia e intimidad que garantiza envejecer en el hogar.

Compartir
Dejar un comentario

Noticias Médicas